LA REALIDAD ES NEUTRA

La realidad es neutra, y eso es así, hay mucha gente que no lo cree, que lo ve imposible, pero así es.

Ahora mismo unos estaréis pensando que gran verdad, que razón tienes y sin embargo, otros diréis: ¿qué dices?¿estás loca? y la realidad es que no, no estoy loca, ¿o si? todo depende de la interpretación que le deis cada uno de vosotros.

La realidad de nuestras vidas ni es negativa, ni positiva, simplemente es neutra; tú decides con tu interpretación que grado tiene tu vida, positivo, negativo o neutro. Como vengo hablando de lo manipulados que estamos debido al sistema, en esta realidad distorsionada que tenemos de la vida también influyen nuestras creencias, creadas por nuestros padres desde que fuimos pequeños, por el sistema educativo, por la televisión, por la gente que nos relacionamos e incluso nosotros mismos con experiencias pasadas.

Por ejemplo, habrá muchas personas ahora en confinamiento que piensen que esto es un castigo, que es una destrucción para el mundo, ¿por qué me pasa esto a mi, no? pero al mismo tiempo hay millones de personas encantadas; pues tienen tiempo para innovar sus vidas, estudiar, personas que por fin tienen tiempo para hacer introspección, mirar hacia dentro ahora que no tenemos tanto ruido de fuera… En definitiva, nos damos cuenta que siempre de un mismo hecho hay millones de puntos de vista diferentes.

Por ende, esto también significa que la vida de nadie es mejor o peor a la nuestra (ahora otra vez habrá personas interpretando de descabellada esta realidad, lo se). Pero la verdad es que si ves tu vida en negativo, ¿por que no cambias el ángulo desde donde la estás enfocando? Introspecciona, analiza qué es lo que no suma o porque no suma. 

¿No os pasa que dependiendo del día vemos nuestra vida llena de colores, y otros días, o incluso el mismo día un rato más tarde, debido a algo externo, lo vemos todo oscuro y sin salida aparente?

Para esto hay un ejercicio magnífico que es, sentarse, relajarse y salir de uno mismo. Es decir, analizar la situación desde fuera, como si estuviésemos viendo una serie de televisión donde el/la protagonista somos nosotros mismos. Sin emociones, sin bien o mal, simplemente, neutro, como espectadores. Verás que desde la neutralidad lo empiezas a ver todo mucho más claro! Es como el dicho de: consejos vendo y para mi no tengo. No es que no tengamos consejos para nosotros, simplemente que bajo la influencia de nuestras creencias, emociones y sentimientos, no es tan fácil. Igual que a veces analizamos acciones pasadas y es como, ostras! como pude hacer esto? incluso llegando a avergonzarnos de nosotros mismos. Esto sucede porque ya no lo analizamos desde el mismo punto de vista que accionamos aquel entonces. Y así sucesivamente. 

Os invito a que cambiéis de ángulo la percepción de vuestras vidas y os marquéis objetivos que queráis alcanzar, sin influencias. Sin miedo, el no ya lo tenemos. Y la mágica sensación de sentir que somos los pilotos de nuestra vida es indescriptible. Os lo aseguro.

Anuncios

Deja un comentario